Eliminar Plagas: Las Termitas Aladas

Las termitas son insectos que se alimentan de la madera y materiales ricos en celulosa, es por eso que son un peligro en nuestros hogares, ya que gran parte de las estructuras y mobiliario de nuestras casas están hechos de este material.

Termitas

Las termitas son insectos que tienen una gran capacidad de reproducción y la habilidad de no detectarlos hasta que ya suponen un problema. Su organización social es muy fuerte y cada una de ellas tiene un cometido definido, así las obreras, de color blanco, son las legiones que destrozan nuestros hogares. Huyen de la luz y del aire, y es por eso que viven en el subsuelo, alrededor de 40 metros de profundidad.

La termita obrera se mueve constantemente ya que es la encargada de alimentar a otras como las larvas, ninfas y reproductores. Un signo de que están cerca es cuando encontramos pequeñas alas alrededor de la casa, esto significa que la termita ha encontrado compañero y comienza a reproducirse.

Equipos de inspección

Detectores de humedad tanto en superficie como en profundidad, con medición por radiofrecuencia.

Sistemas de medición del sonido del interior de la madera.

Endoscopios que permiten visualizar la madera en su interior.

¿Prevenir o eliminar?

Tanto la prevención como la eliminación de las termitas necesitan de un tratamiento especializado en el que se recomienda la intervención de un especialista. Este lo primero que hará será identificar a la especie con la que trata y averiguar en los lugares donde se encuentran localizadas.

Dependiendo de lo que haya que hacer, prevenir o eliminar, se decidirá que metodología utilizar, que son varias. Una de ellas, consiste en la creación de una barrera química que sirve como repelente, impidiendo el acceso de las termitas al interior de la vivienda. Dicha barrera se instalará entre la colonia de termitas y el edificio, tratando con productos químicos las partes bajas de las casas y los alrededores.

Cuando se trata de madera, se requiere un producto que penetre en el interior, tanto para eliminarlas como para proteger la madera de futuros ataques. Este tipo de tratamiento se realiza a través de inyecciones con insecticidas con función fungicida.

Esta se inyecta en los marcos de las puertas y ventanas así como en las vigas, perforando estas con una broca. Dentro del los agujeros se introducen válvulas anti retorno que posibilitan la entrada de la inyección y la repartición del producto de forma homogénea.

Sin lugar a dudas, la prevención es la mejor manera de protegernos de estos indeseables insectos, por lo que, tomar medidas, es importante para disfrutar de una vivienda limpia y saneada.

Desirée R.A.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.